Inicio / Consejos / Dúo de Yoga y Taiji

Dúo de Yoga y Taiji

«Para quien lleva mucho tiempo en el pentágono de la ciudad» en el entorno de vida actual de alto estrés, la prescripción de la India es el «Yoga» sagrado, mientras que China lleva mucho tiempo prescribiendo al patrimonio cultural intangible del «Taiji» ( o Tai Chi).

Las ricas influencias culturales de los dos países han aportado extraordinarias contribuciones al mundo. También revelan sorprendentes similitudes en los campos de las formas culturales y el pensamiento filosófico. China ha desarrollado su singular cultura del Taiji, mientras que la India se basa en la antigua cultura del Yoga. Aunque siguen prácticas diferentes, estas dos perlas milenarias de la civilización oriental han embellecido la vida desde la antigüedad.

Los beneficios del yoga volverán a ser el centro de atención cuando el mundo celebre el 21 de junio la quinta edición del Día Internacional del Yoga, cuyo tema es esta vez «Yoga para el corazón». El día recuerda al mundo que hay que mantenerse en forma, mental y físicamente.

Durante su discurso en la Asamblea General de las Naciones Unidas (AGNU) el 27 de septiembre de 2014, el Primer Ministro de la India, Narendra Modi, propuso la idea de celebrar el impacto del Yoga en nuestras vidas cada 21 de junio, ya que es el día más largo del año en el hemisferio norte y comparte un significado especial en muchas partes del mundo.

El primer Día Internacional del Yoga se celebró en todo el mundo el 21 de junio de 2015, y más de 30.000 personas, entre ellas el Primer Ministro Modi, realizaron «asanas» (posturas y posturas) de yoga en Rajpath, un importante bulevar de Nueva Delhi.

Originado en la India hace más de 5.000 años, el yoga es el regalo de la civilización india al mundo. No sólo ayuda a aumentar la flexibilidad y la fuerza, sino que también es un ejercicio espiritual en el país que lo vio nacer. Es alentador ver que, hoy en día, millones de personas utilizan los ejercicios de Yoga como «seguro de salud con presupuesto cero» en más de 180 países y regiones.

Tras su creación en 2015, el AID se celebra a lo grande con la participación de miles de personas en eventos masivos de Yoga desde el puente de cristal del parque forestal de Shuanglonggou, en el sur de China, en Liuzhou, hasta la emblemática Times Square de Nueva York, desde la emblemática Torre Eiffel de París hasta el Parlamento de la Unión Europea, y desde la sede de la ONU hasta incluso en la cima del famoso puente del puerto de Sídney.

La creciente popularidad del yoga y la influencia de los gurús del yoga en Occidente demuestran el poder de este legado indio transmitido por los antiguos para la mejora de la humanidad. Hoy en día se considera un eficaz antiestrés, un tratamiento natural para poner en forma la mente y el cuerpo en el acelerado entorno actual.

Es un orgullo que la fiebre del yoga se haya apoderado de China en los últimos años, compitiendo con su propio tesoro nacional, el Taiji. Así lo demostraron los miles de amantes del yoga que participaron en decenas de eventos organizados en toda China para formar la segunda mayor celebración del primer AID en el mundo después de la India en 2015.

La primera universidad de yoga fuera de la India ha surgido con la colaboración de la India y China en la Universidad de Yunnan Minzu en Kunming, convirtiéndose en un hito cultural entre las dos naciones. La universidad ofrece ahora el primer máster en yoga de China, aprobado oficialmente por el Ministerio de Educación en enero de 2017.

En el tercer año del AID, en 2017, un grupo conjunto indio y chino de yoguis (practicantes masculinos) y yoguinis (femeninos) practicó yoga por primera vez en la cima de la Gran Muralla.

El 17 de junio del año pasado se organizó por primera vez un evento de yoga en la sede de la Organización de Cooperación de Shanghái (OCS) en Pekín. El periódico oficial Global Times informó de que el yoga había entrado incluso en el sistema escolar público de algunas ciudades de China. Actualmente hay 10.800 escuelas de yoga en todo el país.

Por otro lado, el Taiji ha ido ganando reconocimiento en todos los grupos de edad en la India por sus numerosos beneficios para la salud. Al igual que el yoga, el taiji, con sus orígenes históricos en la antigua filosofía china del taoísmo, también crea un vínculo entre el cuerpo y la mente, además de todos los demás beneficios reconocidos. A principios de 2018, se establecieron en la India dos subcentros del Colegio de Taiji China-India de la Universidad de Yunnan Minzu, que han formado a unos 1.000 profesores indios.

Las prácticas de Taiji y Yoga pueden ser diferentes, pero las dos disciplinas antiguas pueden profundizar la amistad sino-india. Sin duda, el dúo del Taiji, la caligrafía, el arte del té de China y el Yoga, la música, las películas y los bailes de la India pueden contribuir a la amistad, los intercambios económicos y culturales y la cooperación entre las dos grandes naciones.

El amor de China por el Yoga y el amor de la India por el Taiji podría ser también una nueva dirección para la cooperación China-India.

Puede interesarte

Recuperación del deporte: Cosas que no se hacen (y se deberían hacer)

La recuperación después del deporte es, en mi opinión, seguramente el aspecto más descuidado de …

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *